Biopsia guiada por imágenes

Una biopsia es una muestra pequeña de tejido o líquido que se extrae del cuerpo. Esta muestra puede estudiarse luego en un laboratorio. La biopsia guiada por imágenes permite que el proveedor de atención médica tome una muestra de un bulto (masa) anormal sin que se requiera de una operación. Este tipo de biopsias usa ecografías, radiografías, tomografías computarizadas o imágenes por resonancia magnética para encontrar con precisión el lugar donde se colocará la aguja para la biopsia. Este procedimiento lo realiza un radiólogo. También puede hacerlo un médico especialmente capacitado llamado radiólogo intervencionista.

Antes del procedimiento

  • Infórmele a su proveedor de atención médica sobre todos los problemas de salud que tenga.

  • Dígale también todos los medicamentos que usa. Esto incluye todos los medicamentos recetados y de venta libre, vitaminas, hierbas y otros suplementos. También incluye las drogas ilegales.

  • Informe al proveedor si le tiene alergia a algún medicamento,

  • Si está embarazada o si piensa que puede estarlo.

  • Siga las instrucciones que le den con respecto a no comer ni beber antes del procedimiento.

  • Siga todas las demás instrucciones que le dé su proveedor.

Durante el procedimiento

  • Le pedirán que se coloque una bata de hospital y que se acueste sobre una camilla especial. La camilla que se use dependerá del tipo de imágenes que se use para guiar la biopsia. Puede que se acueste boca arriba, boca abajo o de lado. La posición depende de dónde le harán la biopsia.

  • Es posible que se le coloque una vía intravenosa. Por allí le administrarán líquidos y medicamentos. Es posible que le den medicamentos a través de la vía intravenosa para ayudarlo a relajarse.

  • Le limpiarán la piel sobre el sitio de la biopsia. Le colocarán una anestesia local para adormecer la piel.

  • El radiólogo usará imágenes de tomografía computarizada, imágenes por resonancia magnética, radiografías o ecografías a modo de guía. Le introducirá una aguja delgada y hueca a través de la piel y la guiará hasta la zona de la biopsia.

  • La aguja se utilizará para tomar una muestra de tejido o líquido. Luego, le quitarán la aguja. La muestra se enviará a un laboratorio. Allí la analizarán para determinar la presencia de células anormales.

Primer plano de una aguja introducida en un tejido anormal para hacer una biopsia. Sonda de ecografía sobre una superficie de piel.
Se utiliza una aguja para tomar una muestra de tejido o líquido de la parte interna del cuerpo.

Después del procedimiento

  • Es muy probable que pueda ir a casa en unas horas.

  • Asegúrese de que un familiar o amigo lo lleve en automóvil a su casa. 

  • Cuide del sitio de inserción según se le indique.

Riesgos posibles

Entre los posibles riesgos y complicaciones de la biopsia guiada por imágenes se encuentran los siguientes:

  • Sangrado interno

  • Formación de moretones o sangrado en el lugar de inserción de la aguja

  • Daño a las estructuras a lo largo del trayecto de la aguja

© 2000-2021 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.